jueves, 29 de marzo de 2012

TOBOGAN HACIA LA PAZ



Uno sigue
y no alcanza a darse cuenta
que la vida es un terremoto
que transcurre antes de conseguir
sujetarse de algo

tengo el ritual de perderme
y también me gustaría
poder limpiar la memoria
como si fuera un ventanal
a través del cual ver el tiempo
edificarse

no quiero saludar
nuevas despedidas
ni arrepentirme
de no haber
golpeado lo suficiente las horas
o dejarlas partir
antes de que hablaran conmigo
como a una piedra
que no ha sabido aún
convertirse en estrella

no fuimos capaces
es cierto si así lo prefieres
pero si el mundo entero
se demoliera
si tuviéramos la paciencia
de encontrarnos de verdad
no importaría nada más
que la forma en que nos sostengamos
ahora

aunque allá afuera haya guerras
aunque no falte por qué protestar
ni el pasado que ronde
con sus fauces coléricas
lo que inventamos entre nos
ahí se quedará
sin ventanas ni paredes
resistente a las bombas del miedo
como un tobogán hacia la paz.






2 comentarios:

  1. Un tobogán hacia la paz;me gusta mucho esta frace y todo lo que escribes...me encanta esa fortaleza que entregas en cada palabra.Creo que nos ayudas mucho a ver la vida desde lo autentico es un privilegio poder leer de tus obras.Gracias por compartirlas y mucho éxito Maurico te lo mereces de todo <3...

    ResponderEliminar

clocks for websitecontadores web