martes, 25 de octubre de 2011

UNA OBRA QUE VA A QUEDAR INCONCLUSA




Una obra inconclusa es
tan perfecta como la existencia
con tramas sin abordar
y aristas pendientes
que no llegaron a ser exploradas.

Una obra como expresión
está impedida de abarcar
más que un suspiro
es como pretender que un beso
o la cópula orgásmica
pueda unir constantemente
dos cuerpos fugaces.

Una obra elige el punto
hacia el que la energía del alma
se dirige con audacia
como si fuera un foco
que intenta dar un poco de luz
y un aspecto palpable
a lo que está sumido en tinieblas.

Una obra inconclusa
es tan finita y pasajera
como la obra divina
sin un vértice más
sin un vértice menos
sólo un poco de polvo removido
de los misterios del universo.

Una obra
que ha de quedar inconclusa
es el hombre
con su obrar de fantasma
condenado a asomarse
durante menos de un siglo
en este mundo que varía sin cesar
por lo que la mejor técnica
es la de hacerse uno mismo
tal y como la obra que se quiere ser.






viernes, 7 de octubre de 2011

A VECES ELLA



Ella era graciosa como si algo tuviera adentro
un remolino que sopla el viento
un reloj que la hace reírse cada ciertos minutos
un no sé qué que llevaba algo sexual impreso
tenía manos pequeñas pero acogedoras
pies extraños y dispares que sin embargo
bailaban con un entusiasmo increíble
cuerpo de guitarra con demasiadas cuerdas
overol de labradora en la que abundaba la naturaleza
ella era puro vértigo aunque a veces
también era un simple mogollón dormido
un reducido gigante que explota y quita de golpe
todo el cariño que ha dado con sacrificio
le gustaba entrar en las casas ajenas sin que la inviten
llamar por teléfono para desquitarse sin contemplación
y mirar debajo del agua lo que no existe
ella estaba alerta a perpetuidad para que no la venzan
distante cuando sentía que algo la quemaba
guardando siempre una puerta de escape
era como si fuera un farol que alumbra las sombras
pero que hace arder los ojos cuando así lo desea
sólo por molestar...
ella era críptica sin miramientos conmigo
severa
porque creía que para que la rueda de vueltas
hay ponerle un sustento de piedra
y quitarle los clavos de encima
y girar a tropezones y a la fuerza
así era ella
con un armado distinto que ya se marcha
alma de fiesta que cuando no celebra un bautizo
o un cumpleaños o un matrimonio ciego
está llorando en un entierro
ella tenía a veces un calor que me llenaba el alma
y me desnudaba hasta los huesos
como para poder caminar kilómetros de pasión
sin mirar atrás
como para poder resistir lo que resiste el atolón
las aguas saladas y embravecidas de la marea
como para poder sentir amor
hasta el final de los tiempos
así era ella
pero sin embargo
tenía también esa capacidad de destrucción innata
el don de arruinar los momentos románticos
de saturar con dudas cada cosa que parecía cierta
tanto que
más aún siento amor por ella y por la vida
estando sin ella
para que en paz al fin
en el terreno de los recuerdos agradecidos
descansemos.


miércoles, 5 de octubre de 2011

POEMA PARA OLVIDAR LO QUE SE PIERDE




A la tarde una simple llamada le basta
para dejar todo atrás y deshacer sus dichos
e ir a encontrarse ansiosa con el pasado
de nuevo como antes ya lo hizo
y antes también probablemente
buscando hasta el cansancio recuperar
lo que no fue.

No se puede confiar ni en la primavera
porque hasta sus azucenas se terminarán pudriendo
y a su néctar le es indistinto quien lo pruebe
mientras cumpla con darle el polen que requiere a cambio.

A medias va una nube grisácea por la vida
con seguridad a medias en sí misma
estabilidad a medias para los demás
entrega a medias según el viento la sople
odios a medias para forjar con ellos su defensa
y amor a medias que sólo sabe esperar
esperar a que le regalen más y más y más
para no estar nunca conforme por completo
y así tener la excusa perfecta para pasar por encima
y descargar su lluvia ácida e infértil por la tarde.

La golondrina vuela mejor cuando está en paz
llega lejos y alto hasta perderse en el firmamento
mientras que cuando la azotan con tormentas
se transforma en una serpiente sin plumas
que alguna vez soñó con hacer su nido entre los astros
y del amor que no encumbró el vuelo ya ni se acuerda.



clocks for websitecontadores web